UN TEXTO EMPALAGOSO...


Como arrancar un texto sobre la manera más dulce, sencilla perfecta de enamorarte sin que este apuntando a ningún corazón… es, tal vez, un texto simplemente dulzón…

Tu mirada me dejo en el paraíso, y hoy creo nada más que en tus ojos, nunca nadie cree en mi como tu mirada, nadie me regala momentos en solo segundos… me llevas a sonreír sin motivo, me endulzas la vida con solo una caricia… me permitís sentir lo que nunca nadie me hizo sentir… te amo… por el simple hecho de existir… por la loca manía de vivir… te amo…
Soy el que disfruta de tus silencios, de tu mirada nerviosa, de tu espera a mi pregunta, de tu sonrisa tímida, de tus besos enmelados…
Soy el guardián que pide permiso para cubrir tus sueños en las noches de furia… serenar tus lágrimas de terciopelo y creer en lo que nadie cree… la magia de amar…
Hoy no te escribo y te escribo… solo reproduzco las palabras de mi sentimiento… que por el solo hecho de existir… de vivir… de mirar… quieren expresarte el verdadero significado del verbo amar…
Hoy y en realidad siempre… quiero encontrarme contigo, dormir viviendo mis sueños contigo… crecer a la par de tu vida… y caminar solamente a tu lado buscando el rincón olvidado donde nadie podrá separarnos…
Hoy solo hoy… espero que todo lo que siento sea expresado en palabras… por el solo hecho de ser… de vivir… de creer… en el verdadero significado del verbo amar…
Hoy me dedique a escribir un texto a punto caramelo… de vez en cuando… un atracón de dulzura vale la pena…
Soy Lucas y solo busco la conciencia global…  en tiempos de sal… de amarguras agrias… un poco de dulzura es válido…  como dice el gran Ismael serrano… tal vez… el amor tiene fácil la entrada… pero difícil la salida…
Lucas jara

Más allá de las narices